¿Por qué son buenas las celebraciones en las empresas?

¿Por qué son buenas las celebraciones en las empresas?

 Quienes se dedican analizar lo que caracteriza a los mejores sitios donde trabajar y ha llegado a una categórica  conclusión que es inequívoca. Las celebraciones en las empresas son muy importantes. Dicha clave no es el conjunto de beneficios, programas o prácticas a aportar a los colaboradores. Más bien es la construcción de relaciones de calidad caracterizadas por la confianza, el orgullo de pertenencia y el compañerismo. Las organizaciones que aparecen en los primeros puestos del ranking sobre Mejores Empresas para Trabajar, señalan la importancia de realizar celebraciones internas, aduciendo las siguientes razones:

  • Fomentan el compañerismo, el respeto y la buena relación entre los profesionales
  • Desarrollan el orgullo corporativo y la relación con la marca
  • Demuestran el agradecimiento y la buena disposición de la empresa hacia sus colaboradores
  • Se trata de uno de los pilares para mantener a los empleados satisfechos y motivados

¿Es bueno hacer celebraciones en las empresas?

Dejando aparte la Navidad o el Fin de Año, los aspectos internos que más se suelen celebrar por las empresas donde mejor se trabaja, son: cumpleaños de los empleados, antigüedad en la empresa, jornada de puertas abiertas para la familia del empleado, actos de bienvenida a nuevos compañeros o algún logro especial. Se trata de pasar un rato agradable y conseguir que se estrechen relaciones en un entorno lúdico entre profesionales de la misma o de diferentes áreas, horizontal y verticalmente.

La organización de estas celebraciones, puede estar a cargo de los jefes o de los empleados, contando, por supuesto, con el permiso de los jefes.

Los expertos recomiendan tener en cuenta las siguientes claves:

  • Definir claramente el objetivo u ocasión de la celebración
  • Que sean dinámicas y originales
  • Involucrar a los empleados en la planificación, organización y ejecución
  • Innovar y mantener alguna iniciativa sorpresa
  • Cuidar los detalles
  • Tener un presupuesto previsto.
  • Mantener un histórico de celebraciones, tanto como recordatorio interno como de guía para mejorar
  • Tener previstos y controlados los aspectos de logística, definiendo si se va a contar con comida, bebidas o música
  • Definir un tiempo de celebración
  • Realizar una buena comunicación previa

Con un buen enfoque y planificación, los resultados de la celebración será un éxito. En Lenn&Co sabemos todo lo que implican éstas celebraciones y estamos siempre a la disposición para que tu empresa tenga estos momentos que pueden ser tan buenos para crear condiciones óptimas de trabajo.

 

Comments are closed.